Compartir

Su estilo fino y minimalista distancia al rapero G-Eazy de sus análogos de la cultura hip hop


Gerald Earl Guillum, conocido como G-Eazy, rompe la imagen del rapero que viste con ropa de baloncesto. A sus 30 años y 1,93 m de altura, está creando un nuevo perfil de poeta urbano.

Siempre engominado, no es raro verle en traje negro de Givenchy, camisa blanca de Alexander Wang y zapatos derby de Mattiussi.

Hombre mejor vestido en la Fashion Week de Nueva York

La revista masculina GQ lo nombró el hombre mejor vestido de la Fashion Week de Nueva York. Sobre su estilo, comentaba recientemente para Farfetch:

“Soy un minimalista y, la mayor parte del tiempo, siento que menos es más. Me toma cinco minutos estar listo por la mañana. Nunca he sido de aquellos que usan joyas suntuosas y no uso muchos colores»

 «Me gusta el hecho de vestirme diferente (a la mayoría de los artistas de rap). Me he sentido como un forastero toda mi vida, especialmente cuando estaba creciendo, y por eso pienso que es importante que te conozcas y ser tú mismo»

Pelo engominado ‘a lo Johnny Cash’

Su madre le ponía Johnny Cash de pequeño, y se convirtió no solo en un referente musical, sino también capilar. La gomina es su fiel compañera de vida.

Estilo hasta poniendo copas

La tradición de preparar buenos cócteles le viene de familia. Su abuelo siempre se pimplaba buenos martinis. Su pasión por los buenos combinados le ha hecho accionista de una marca de whisky, en la que afirma involucrarse completamente, no solo poner la cara:

«Me importa todo lo que pongo mi nombre, eso es por lo que pierdo el sueño. Y eso es lo que me impulsa. Independientemente de cualquier espacio, cualquier cosa a la que le asigne mi nombre debe ser auténtica y tengo que asegurarme de que tenga sentido y se alinee con todo lo que soy»

G-Eazy

G-Eazy también canta

Su ropa, su pelo y su espíritu emprendedor están muy bien, pero es famoso por sus temas. Aquí te dejamos una selección de mayores éxitos.

Canción en la que habla de las consecuencias de la fama y la lucha con su álter ego.

Tema de 2017 que hizo con Halsey (su novia en aquel momento) y con la que rompió de forma tormentosa.

Pura estética años 20. El vestuario del videoclip nos tiene fascinados.


Redacción EL TUPÉ

Deja un comentario